OZONO PARA CONSERVAR LA CALIDAD DE LOS CITRICOS EN POSTCOSECHA

Un grupo de investigadores del Instituto Agronómico de Bari (CIHEM/IAMB) en colaboración con algunos investigadores de De Nora Next, unidad de negocio de Industrie De Nora Spa, ha llevado a cabo una investigación con el objetivo de verificar el efecto del tratamiento con ozono gaseoso para preservar la calidad microbiológica de la fruta durante las fases de conservación. La variedad de fruta Citrus cv. Valencia ha sido cosechada durante varios periodos a temperatura controlada (desde 1 a 3 °C) en presencia de ozono. ​​
Citrus cv Valencia 30 días a 3 °C

Concentraciones controladas de ozono gaseoso a niveles inferiores durante el día y más altos durante la noche han sido aplicadas durante el periodo de conservación en cámara frigorífica. Y se confirma, como un instrumento eficaz y sustentable para la defensa de la calidad de los cítricos en postcosecha. 

“Los resultados de esta investigación se añaden a todos los recientes trabajos que indican que el ozono es eficaz para aumentar la vida comercial y disminuir el deterioro de fruta fresca en la postcosecha, como uva de mesa, cítricos, melones, manzanas, nectarinas y muchos otros productos hortofrutícolas, además no deja residuos sobre el producto”.

En el mismo trabajo, dice el doctor Thaer Yaseen del CIHEAM/IAMB, obtuvimos resultados parecidos que demuestran una mejora de la calidad de las cerezas y manzanas. Estos resultados confirman que el tratamiento con ozono podría ser un sistema de control apropiado para reducir las pérdidas en postcosecha, y también la contaminación con micotoxinas durante la conservación. Además, los tratamientos con ozono son una alternativa eco-sostenible porque no permiten que los hongos contaminados produzcan metabolitos tóxicos, eliminan los residuos de los productos fitosanitarios perjudiciales para la salud humana y reducen la contaminación en el ambiente.

Fuente: freshplaza.es